domingo, 14 de junio de 2009

Replanteo

Hacen falta maestros y los pocos que estamos corremos cubriendo grados porque no hay suplentes. A mi no me agrada hacerlo, pero esta vez me tocó ir a séptimo. Eso sí me gusta, porque veo a mis ex alumnos, les pregunto como andan, hablamos y nos reímos un rato.

Estabamos en eso con Fede, mi proveedor de posteos de todo el año anterior...Dialogábamos sobre una pregunta que le había dejado la maestra de tarea que decía: ¿Por qué es importante mirarse al espejo?, a lo que me contestó: "Para peinarse y explotarse los granos"....risa va, risa viene y pasó lo inesperado:

Una compañera, la maestra de más años del colegio (62) se descompone en su aula, dando clases. Los chicos salen a buscar ayuda, los maestros corriendo, el Same que no llegaba, la secretaria y el maestro jardinero haciendo R.C.P., la médica de la escuela de la vuelta que llega a asistir y a la media hora el Same, cuando era tarde.

Ya era la hora del almuerzo y los chicos que me preguntaban que pasaba, por que no los dejaba salir, que tenían hambre...Tanta charla no se habían enterado de nada y yo no sabía como decirles. Les cuento. Miran las caras de las maestras que pasan por los pasillos, mi cara y mis movimientos....

"Lore, decinos la verdad, ¿Qué pasó con la Seño?" No les pude contestar, mi expresión lo hizo.
Fue triste, muy triste...
El día que retomamos las clases vino la supervisora y nos preguntó como estábamos. "Como se puede" contesté. "Seguro se están replanteando muchas cosas, ¿No?", me preguntó... "Sí, muchas", le contesté.

Muchísimas.

3 comentarios:

Ra dijo...

que dificil momento...

Claudio Gabriel Tomasello dijo...

Sin duda, muy difícil.
Un abrazo.

Horacio dijo...

aaaahhh, por eso no posteabas más guacha!!!! porque fede no te da más ideas

muy acertado lo del espejo, no hay nada más lindo que salpicarlo al apretar un grano

y lo de la maestra una cagada, pero bueno, para compensar se murió el hijo de puta de peña también